sábado, 26 de marzo de 2016

¿Habrá nuevas elecciones?


Quien haya leído mis textos anteriores conocerá de sobra la respuesta al título del post. No, no creo que se repitan las elecciones. Es más, me atrevería a decir que las posibilidades de que se repitan son apenas de un 5%. ¿La razón? Unas nuevas elecciones fragmentaría todavía más el voto y complicaría los pactos para formar gobierno.

Antes que nada, he de resaltar que solo estoy dando mi opinión, es decir, que no me baso en ningún dato ni encuesta. Si me basara en las encuestas diría que Ciudadanos lo petaría muy fuertemente, pero también decían lo mismo poco antes del 20D y todos sabemos el batacazo que se dio el señor Rivera. Por ello, no les doy ninguna credibilidad.


¿Qué pasaría si me equivoco?

Si se repitieran las elecciones es poco probable que el PP obtuviese más votos de los que ya obtuvo a finales de 2015. Lo más seguro es que perdiese algún escaño por los casos de corrupción que han ido saliendo a lo largo del presente año, en especial con lo que se ha destapado en Valencia. No creo que la pérdida de votos sea muy significativa (la fidelidad de sus votantes es histórica), detalle que aprovecharán a su favor para presionar a Ciudadanos y al PSOE, a los que sí les asusta esa posibilidad.

Con el PSOE ha pasado algo curioso. Su secretario general, Pedro Sánchez, decidió apostar por el todo o nada con su absurdo pacto con Ciudadanos para forzar la abstención de Podemos. Como todos sabemos, esa abstención no se produjo, lo que dejó a Sánchez en una situación de lo más precaria. Ahora mismo, el líder 'obrero' se encuentra con dos caminos a seguir, y su partido se le va a echar encima elija el que elija 

Ahora bien, ¿de verdad esperaba que Podemos le facilitase la investidura? Pablo Iglesias sabe que sus votantes huirían en estampida si cediera a los caprichos del líder 'socialista', así que ha adoptado la estrategia que menos desgaste le supone: mantener su coherencia argumental y esperar. Esperar, esa es la clave. Mientras el PSOE y Ciudadanos entran en pánico ante la posibilidad de unas nuevas elecciones, al PP y a Podemos no les quita el sueño que eso ocurra.

Ciudadanos ha sufrido la misma suerte que el autodenominado partido 'socialista'. La estrategia de Albert Rivera de vender su fidelidad al mejor postor no le está dando los resultados que esperaba. Lejos de 'petarlo muy fuertemente', el pasado 20D se dio una hostia monumental. Y ojo, obtener cuarenta escaños de una tacada es un éxito rotundo, pero sus elevadas expectativas convirtieron ese resultado en una derrota. Qué fastidiosa es a veces la subjetividad, ¿verdad?

En resumen, que Ciudadanos y el PSOE perderían un tercio de los escaños, el PP apenas lo notaría y Podemos recogería los votos perdidos por el partido de Sánchez. La incógnita está en los votos perdidos por el PP y Ciudadanos. ¿A dónde irían? En este caso, dudo mucho que se vuelvan a intercambiar como si fueran cromos. Mi hipótesis es que migrarían a partidos como VOX y UPyD.

¿Veremos a VOX en el parlamento o me he pasado de rosca con las suposiciones? Eso lo dejo a criterio del lector.


Imagen: vídeos de eldiario.es


Quizá te interese leer:





6 comentarios:

  1. La verdad es que la situación está bastante complicada, tal y como quedó tras las elecciones del 20D.
    Para mi lo que ha quedado claro es el clima de desorientación que se vive en el PSOE.Las rémoras que le supone el mantenimientos de los fósiles que encauzaron el desmontaje del antiguo partido de Pablo Iglésias, hacen inviable cualquier intento de renovación, por lo que habrá que seguir contando con ellos como apoyo a la derecha (véase Ciudadanos),pero sin poderlo hacer visiblemente puesto que eso les supondria la desbandada de muchos de los fieles seguidores que aun despues de todos los engaños que han sufrido siguen confiando en ellos.
    Coincido contigo en que la burbuja de Ciudadanos ha llegado al tope y ya solo se puede esperar de llos que vayan bajando.
    Lo del PP ya es otra historia, se puede decir que la más fiable, puesto que en su territorio, pase lo que pase seguirán contando con el voto de sus zombies votantes.
    La duda está en como podrá aprovechar PODEMOS este maremagnum en el que se encuentra lo política en este momento. La situación en la que se encuentra en Madrid creo que es un freno a la trayectoria que deberia llevar y si no se soluciona lo antes posible será un punto negativo en cuanto a un mejor resultado en unas próximas elecciones.
    La verdad es que, para mi las dos opciones (elecciones o acuerdo)son perfectamente posibles y a no ser que en esta próxima semana se logre un acuerdo, que por otra parte veo complicado, con el PSOE,lo más posible es que en Junio volvamos a las urnas. La pregunta está en saber si servirá para algo visto que los cambios podrian ser mínimos.
    Todo muy complicado.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Yo no descarto la posibilidad de que echen a Pedro Sánchez y conviertan a Susana Díaz en la líder del PSOE. Si eso pasa, el pacto PP-PSOE-C's tiene más puntos para producirse. De todas formas, no me cuadra que el PSOE se arriesgue a unas nuevas elecciones sabiendo que tienen todas las de perder. Antes de permitir eso, llegará a un acuerdo con la derecha (de cualquiera de las formas posibles.

      Saludos ;)

      Eliminar
  2. Ya ha escrito bastante de esto por mi cuenta, así que ya sabes que en lo esencial estoy de acuerdo contigo.

    Lo que no acabo de ver es lo que vaticinas en el último párrafo. Si se da ese improbable escenario (nuevas elecciones), intuyo que muchos votantes habituales del PP que votaron a Ciudadanos, visto el éxito de Podemos y el relativo bluf de los naranjas, volverán a votar al PP "con la nariz tapada", por miedo a que los de Pablo Iglesias lleguen al gobierno. Me extrañaría que esos votos fueran a VOX o UPYD, pero oye, todo puede ser.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Estaba leyendo ayer una noticia de elboletin.com en la que vaticinan una posible ruptura del PP. Según parece, el sector duro del partido de Rajoy no está de acuerdo con él y amenazan con crear un nuevo partido de corte católica (y ultraderechista, qué duda cabe). Aunque cueste de creer, muchos 'populares' tachan a Mariano de blando.

      En cuanto a lo del último párrafo, es muy posible que el electorado conservador vuelva al PP por miedo a Podemos, pero vuelvo a lo que he dicho antes: los que han dejado de votar a los peperos no solo lo han hecho por los casos de corrupción (eso a ellos les da igual), sino porque se han vuelto muy adaptables electoralmente (lo del aborto, por ejemplo). Estamos, por lo tanto, ante un descontento 'ideológico', lo que vuelve algo imprevisible el lugar de destino de ese tercio que perdería Ciudadanos.

      Otro detalle es el de las encuestas, que vuelven a favorecer descaradamente a Ciudadanos. Esto último podría quitar parte de ese miedo a Podemos y darles más libertad de elección, pero bueno, esto ya es suponer mucho xD

      Eliminar
    2. Es que eso era VOX: una escisión a la derecha del PP. Santi Abascal, Vidal-Quadras y compañía estaban cabreados porque el PP era demasiado "blando" (aborto, ETA...) y crearon ese partido, con el resultado que sabemos. Y eso que contaban con el apoyo de Intereconomía. Pero na', un bluf.

      En fin, veremos...

      Lo de las encuestas con Ciudadanos ya aburre, me asombra que todavía haya quien pique.

      Eliminar
    3. Sí, en este caso estaríamos ante una segunda escisión xD.

      Eliminar

Los comentarios están moderados.